lunes, 18 de agosto de 2014

El kit de los cazavampiros

El recorrido que haremos hoy tal vez no agrade a unos, pero a otros os puede hechizar, mientras que nuestro tétrico carruaje tirado por los invencibles caballos transilvanos sella cada camino de la lúgubre Transilvania, nosotros vamos en busca de una de las piezas que más controversia a vertido en la historia de las leyendas vampíricas, el kit del cazavampiros.

Podría escribir un artículo de 100 páginas para explicaros el origen real de los vampiros, hablaros de sus mitos, de sus costumbres, negras artes, y de sus increíbles bailes de máscaras, pero emplearé estas líneas para explicar en qué consisten estos kits y porqué se comercializan (si, aún se fabrican).
Creo que estaremos de acuerdo en que Bram Stoker impulsó miles de falsos casos, la gente sucumbió sin duda al poder literario y el mito pasó a ser un temor, y el temor a ser un modo de vida.
Muchas epidemias que azotaron el mundo fueron atribuídas sin ningún tipo de cordura a los vampiros.
Hoy en día existen personas que afirman creer en estos seres sin reparo al confirmarlo.

Si nos asomamos al siglo XIX veremos el terror colectivo, el miedo a lo inexpicable, veremos el dominio de los vampiros.
Cientos de mitos han hecho sucumbir a las masas durante el largo pasar de los años en la tierra, podemos mencionar muchos seres mágicos, demoniacos o angelicales que han regido las pesadillas, sueños y estancia de las personas que han creído en ellos ciegamente.
Hay que tener en cuenta que hasta hace relativamente poco, la ciencia no ha podido explicar muchas cosas (simplemente por falta de medios) y el ser humano necesita una explicación a todo, real o no.
Por ello las atribuciones a este tipo de fenómenos iban aumentando con cada nuevo caso de muerte sin razón aparente o en extrañas circunstancias.

Tanto llegó a ser el terror que se afianzó entre los siglos XIX y XX que todo viajero que pisaba Europa del Este compraba o pedía como requisito al propio hotel uno de estos kits de los que hoy hablamos.
Hay que tener en cuenta que los cazavampiros formaban un sector laboral, verdaderamente era considerado un trabajo y habían personas que vivían de ello, hasta integrantes de la Inquisición tomaron parte en estas prácticas.
En el siglo XVII el miedo a los vampiros era tal que esta profesión llegó a ser realmente un foco de ganancias muy elevadas, los cazavampiros llegaron a ser auténticos profesionales venerados y respetados por los atemorizados habitantes del halo vampírico.
Este tema abarcó varios siglos, y aún hoy en día siguen existiendo cazavampiros en tierras Transilvanas.

Castillo de Bran, Transilvania

¿Qué es un kit de cazavampiros?
Con esta asombrosa pieza llega la controversia, muchos dicen que solo se trata de una reciente invención.
Más concretamente un invento nacido de un coleccionista de armas antiguas, Michael Winter decía que él creó el primer kit en el año 1970 para poder vender una de sus pistolas deterioradas, atribuyendo su procedencia a un cazavampiros.
Pero ¿Qué hay de cierto en esta historia? yo diría que nada, cabe mencionar que con solo estudiar un poco la historia y estos kits, nos encontramos con la profesión afianzada tal y como he dicho antes, por lo tanto la existencia de estos artilugios la podemos fechar en el siglo XVII.

Aquí es donde nos encontramos también con falsificaciones, pero ojo, no estamos hablando de falsificaciones del producto en sí, ya que yo por ejemplo podría fabricar ahora un kit con los elementos necesarios que según las leyendas son necesarios para matar a un vampiro y estaría vendiendo eso justamente: Un kit de cazavampiros.
Con falsificaciones me refiero a las piezas que se hacen bajo el nombre grabado de grandes mitos, como por ejemplo el profesor Ernst Blomberg, el cual fue famoso por la realización de kits verdadermante sobrecogedores y únicos.
Para poder detectar una falsificación, lo más importante es conocer la procedencia de sus elementos, entretenerse y tomar el tiempo necesario para ver si están envejecidos artificialmente, el tipo de letra de sus etiquetas, si existe imprenta actual, contenido de los frascos, etc.

¿Qué lleva un kit de cazavampiros?
Principalmente existen dos tipos, el de maleta y el de mano, mucho más reducido y liviano.
Pero ambos tienen unos componentes base muy conocidos y que han inspirado leyendas y sucesos:

  • Estacas
  • Pistola
  • Balas de plata
  • Crucifijos
  • Martillo de madera
  • Aceite de unción
  • Agua bendita
  • Tierra santa
  • Biblia
  • Jeringa con ajo líquido, agua bendita o cualquier suero creado por el cazavampiros.
  • Dagas
  • Mapas
  • Planos de cementerios
  • Distintos tarros con sustancias
  • Ballestas
  • Flechas madera/plata





Todo ello va dentro de un maletín de madera, el cual en si mismo es una obra de arte.
Lo que más sorprende de todo es su precio, estos kits han llegado a alcanzar los 14.000$, esto depende del año en el que estén hechos, su autor y su contenido, lejos de importar su procedencia o de revivir la leyenda para obtener ingresos, no hay que olvidar que los vampiros y sus relatos han logrado hacerse un hueco a través de la tempestad de los tiempos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué te ha parecido este artículo? deja tu comentario para ayudar a mejorar el blog, tu opinión es importante.
También puedes utilizar para consultas y peticiones mi email: lashuellasdelatierra@gmail.com
Y si lo prefieres, sígueme en mis redes sociales:
Twitter: @redactoramiriam
Instagram: @lashuellasdelatierra
¡Muchas gracias por tu visita!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...