lunes, 30 de marzo de 2015

El pájaro de Saqqara

Existen unas siglas capaces de crear los mayores debates en el ámbito científico: OOPART.
Su significado es out of place artifact (artefacto fuera de lugar), en este término podemos incluir un amplio abanico de objetos que en un principio no pudieron ser clasificados o que de alguna manera su mala interpretación los ha llevado a considerarse como algo completamente fuera de la época a la que corresponden. En un principio a lo largo y ancho de este mundo, han sido muchísimos los objetos a los que se les otorgado la clasificación de OOPART, pero en la mayoría de los casos (por no decir en todos) la ciencia ha terminado por dar una explicación razonable o se ha podido confirmar que se trataban solo de un fraude. No obstante, todavía existen varios de estos artefactos que se encuentran en estudio y son el centro de atención tanto para científicos como para los amantes del misterio. Este es el caso del que tratamos hoy aquí, el pájaro de Saqqara.

Encendemos nuestra máquina del tiempo y viajamos hasta el año 1861, durante ese verano y bajo el calor abrasador de las dunas, más concretamente en la necrópolis de Saqqara, los arqueólogos se toparon en la tumba de Pa-Di-Amón con uno de los OOPART que más controversia a causado a lo largo de los años, tenía la perfecta forma de un halcón en pleno vuelo, y en un principio se clasificó como todo lo que no tiene una explicación aparente, sus descubridores dijeron que se trataba de un objeto votivo o ceremonial.
Se trataba de un halcón realizado en madera de sicómoro, también conocido como la higuera africana, se caracteriza por poseer una madera muy maleable y de color claro, aunque se puede encontrar fácilmente por todo Oriente Próximo, en Egipto llevaba milenios creciendo en la desembocadura del Nilo (según la Biblia esta higuera fue también la del relato de la muerte de Judas), pesa tan solo 40 gramos y su medida es de 14 centímetros de largo y 18 centímetros de envergadura (algunas fuentes afirman que las medidas exactas son 15 x 18,30).
La datación nos indica que perteneció al 200 a.c (plena época Ptolemaica), quizás uno de los aspectos que más llaman la atención del público es que cuando lo hicieron, el artesano lo pintó imitando perfectamente el plumaje de un halcón.


Pronto comenzaron las especulaciones, muchos investigadores no tardaron en decir que aquel objeto había sido construido con un patrón muy similar al de los primeros planeadores de nuestra era, nadie era capaz de comprender cómo en el Antiguo Egipto habían sido capaces de desarrollar aquel modelo. Curiosamente tanto la cabeza como la cola se adaptaban perfectamente a nuestros aviones de hoy en día, la proporción era la misma y le daba una estabilidad al halcón que llevó a muchos eruditos de la época a pensar que el pájaro de Saqqara podría llegar a planear largas distancias. La teoría de que la cola tenía una función de estabilizador vertical, crecía por momentos. Aún así, parece que una pieza importante se desprendió del pájaro, faltaba el estabilizador horizontal pero donde debía ir colocado podemos observar una leve hendidura. Cabe recordar que no existe otro hallazgo como este en todo Egipto, el resto de aves halladas no guardan ninguna relación con este sofisticado y sorprendente diseño, normalmente tienen las patas en dichas representaciones y carecen de este tipo de cola en el que podemos casi ver con precisión que posee una función concreta. Lo han intentado reproducir y probar si podría planear, algunos aseguran que si y otros dicen que nunca voló.

¿Qué era realmente el pájaro de Saqqara?
Hoy en día en el Museo del Cairo está expuesto como "juguete", por lo tanto parece que llegaron a la conclusión de que se trataba solo de un pequeño entretenimiento para los más pequeños de la casa pertenecientes a la élite de aquel tiempo, pero las teorías sobre este objeto han sido (y siguen siendo) infinitas, muchos dicen que era la veleta de un barco, y para los amantes del misterio es sin lugar a dudas el prototipo de un avión que fue construido en aquel tiempo (obviamente no se ha encontrado rastro alguno de aeronaves en el Antiguo Egipto), también se ha pensado que podría ser una maqueta de un proyecto aún mayor, pero al menos para mi, la explicación la podemos encontrar enfocada a la galería de los halcones de Saqqara (escribí hace bastante tiempo un pequeño artículo sobre este tema que podéis leer AQUÍ), si tenemos en cuenta la proximidad de ambos lugares y el culto al dios Horus, posiblemente la población de Saqqara invirtiera mucho tiempo en su devoción hacia este dios, por lo que me lleva a pensar que este artefacto fue realizado para y por el gran Horus.
Cada día la historia del mundo nos da una nueva lección, aprendemos nuevas cosas y damos por perdidas otras, lo importante es estar motivados día tras día y tener la mente preparada para cualquier cosa que el baúl del tiempo nos decida regalar, por que para mi cada nuevo dato que obtenemos del camino que ha recorrido el tiempo es justamente eso, un regalo.

El pájaro de Saqqara

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué te ha parecido este artículo? deja tu comentario para ayudar a mejorar el blog, tu opinión es importante.
También puedes utilizar para consultas y peticiones mi email: lashuellasdelatierra@gmail.com
Y si lo prefieres, sígueme en mis redes sociales:
Twitter: @redactoramiriam
Instagram: @lashuellasdelatierra
¡Muchas gracias por tu visita!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...